La dualidad de la hormiga

Zinya era una hormiga fenomenal. Aunque pensándolo bien era una hormiga muy normal. La verdad es que siendo normal era sensacional… total que Zinya estaba en la clase de lengua y vocabulario. Una clase muy importante para las hormigas jóvenes.

La maestra les estaba enseñando el poder de las palabras y de repente se había puesto seria e intensa:

Las palabras, queridos alumnos son muy poderosas.

Es muy poderoso lo que le dices a otra hormiga.

Es aun mas poderoso la que te dices a ti.

¿Que palabras te dices?

¿Que palabras no te debes decir?

¿Si tu vocabulario incluye palabras tóxicas y en general es negativo?

Entonces probablemente eres hostil…

Hostil para todos y hostil para ti mismo.

Entonces la maestra les pidió:

¿Si tuvieran que escoger una palabra que ya no pudieran volver a usar, cuál sería?

Si fuese la palabra zebra, entonces esta palabra y todo lo relacionado dejaría de existir.

Si la palabra fuese flojera, también dejaría de existir en sus vocabularios y en sus vidas…

Cada una le las hormigas se fueron a casa y todas fueron pensando en las diferente palabras que pudiesen escoger como para que desaparecieran. Muchas palabras fueron pensando y descartando casi de inmediato…

Photo by Gunnar Ridderstru00f6m on Pexels.com

… sol, azúcar, pasto, pájaros, arboles, alegría, piedras, zapatos, chocolate, perros, oraciones, luna, perdonar, estrellas….

Esta parte de la tarea estaba difícil…

Había otra parte en donde preguntaba la maestra que cuales tres palabras quitarías de tu mente y que bajarían tus problemas, depresiones y demás…

Aunque la maestra les había pedido que no usaran el Hoogle  (Google para las hormigas), casi todas fueron corriendo a consultar esta pregunta de la tarea – la maestra lo tenía planeado –  …  encontraron que unas de las tres palabras mas tóxicas del vocabulario de cualquiera eran …

  • CULPAR, 
  • MERECER, 
  • TENER DERECHO A

Siguió leyendo la hormiga: 

Si pudieras quitarte de la mente la palabra culpar, o sentirte culpable, tus depresiones bajarían…

Culparte a ti o a otros te quitan del presente. 

Culpar a otros de manera continua te hace también perder objetividad… 

Photo by Mikhail Nilov on Pexels.com

¿Cuantas personas te están culpando a ti? 

¿Cuantas personas están en terapia por ti?… 

Ver la vida solamente desde TU perspectiva normalmente no ayuda… 

La hormiga cambió de palabra rápidamente…

Merecer era una palabra fácil y difícil para la hormiga. 

Si pudiese existir algún ser que fuese el mas colaborativo y que trabajase en equipo, podría sin duda ser la hormiga…

Pero por lo mismo, cualquier hormiga que no hiciese lo que tiene que hacer, arruinaría el trabajo del equipo.

Las veces que eso sucedía era cuando alguien del grupo empezaba a pensar que se merecía tal o cual cosa. Aunque en el caso de las hormigas era mas probable cuando el virus de que NO se merecen tal o cual cosa aparece en sus vidas diarias. Tanto trabajo… no ser reconocidas… no ser tomadas en cuenta en las decisiones… trabajar mas que otras… tener menos vacaciones… menos comida…

El pensar que eres especial y que por eso no te puede pasar tal o cualquier cosa es muy tóxico. 

O que por “tus contribuciones pasadas” te mereces tal o cual cosa…  nada mas peligroso para el aquí y el ahora… para vivir el momento con paz, tranquilidad y felicidad…

Tener derecho

O sea que soy una hormiga especial y por ende me merezco tal o cualquier cosa…

O soy una hormiga como cualquier otra y por lo mismo me asisten ciertos derechos…

Entendió «Zin», la «dualidad de la hormiga» en la que vivía y cómo las palabras y su mente la ubicaban, desubicaban y centraban en lugares que no quería estar.

Photo by Sebastiaan Stam on Pexels.com

Zinya comprendió que la maestra era realmente buena, ya lo tenía meditando sobre la importancia de las palabras. Sobre cuales tenía que quitar y cuales tendría que utilizar mas a menudo…

¿Qué palabras NO usarás hoy?

¿Qué palabras SI utilizarás hoy?

Este Jueves Santo vaya que hay material profundo para meditar y programarnos…

SERVICIO 

AMOR

TRAICION

OBEDIENCIA

LEALTAD

SACRIFICIO

EUCARISTIA

SACERDOCIO

Photo by Monique Galang on Pexels.com

¡Abrazo equipo!

Jorge Oca

Un comentario sobre “La dualidad de la hormiga

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s